jueves, 24 de octubre de 2013

¿SOTO DE SAJAMBRE EN EL ORIGEN?




1. Las gentes que vivieron en Vierdes, Oseja y Ribota durante la Alta y Plena Edad Media no pertenecieron a las mismas familias que llegaron a la actualidad, salvo quizás los Mayón/Bayón de Pio.
    Algunos de los apellidos que existieron en el siglo XV en estos lugares llegan al siglo XVI o, como mucho, al XVII para desaparecer en dicha época. Por ejemplo, en Ribota: Durán, Macero o Molina; en Oseja: Canín (procedía de Valdeón), Pérez (procedía de Amieva), De la Piñera, Valiente, Hidalgo o Bermejo. Y algunos más. 

2.  En cambio, los individuos que están documentados en Soto durante la Baja Edad Media se apellidaban Díez/Díaz, Alonso, De la Caneja o Prieto.
    Da la sensación que en Soto pudo no existir la misma movilidad de población que parece haber habido en el resto del valle durante la Edad Media. 

3. Muchos de los apellidos sajambriegos que llegaron al siglo XX procedían de Soto: Alonso, De la Caneja, De la Puente, Fernández, González, Martino, Mendoza, Muñiz, Piñán, Simón, Vega, Viya y quizás también el propio Díez/Díaz.
    No digo que todas estas familias tuvieran su origen en Soto, pues consta que varios linajes procedían de Asturias. Lo que quiero decir es que cuando llegaron a Sajambre se establecieron primero en Soto y, desde allí, se extendieron por el resto del valle. 

4. La dispersión de familias de Soto que acabaron estableciéndose en Vierdes, en Ribota o en Oseja es un fenómeno paulatino que empieza a producirse a finales del siglo XV y que todavía no había concluido en el siglo XVII. La última familia que abandona Soto es la de los Mendoza (se establecen en Oseja). 

5. Esta dispersión está relacionada, en parte, con la despoblación de Cueto Luengo, porque algunas de estas familias procedían de dicho lugar. El mejor ejemplo son los Piñán, pero también Fernández, González, Mendoza, Muñiz, Santos o Vega. Es dudoso Coco. 

6. A día de hoy, ya estoy en disposición de poder afirmar que el abandono de Cueto Luengo fue paulatino. En el siglo XVI algunas familias procedentes de dicho lugar ya tenían casa abierta en el Soto actual (Piñán, Mendoza, Fernández, Muñiz, Vega), en Ribota (Fernández, Santos) o en Oseja (González), aunque en la primera mitad del siglo XVII todavía podemos documentar gente viviendo en Cueto Luengo (como los Santos, que estaban emparentados con los González).  
    Esto quiere decir que el abandono de Cueto Luengo se produjo a lo largo de más de cien años. 

7. Pero es que además de las familias de Cueto Luengo, también cambiaron de residencia otros vecinos de Soto de quienes no consta que vivieran en Cueto Luengo. Así sucedió con los Alonso (se establecen en Oseja), De la Puente (se establecen primero en Ribota y luego en Pio), De Suero (se establecen en Oseja), Simón (una rama se establece en Ribota en el siglo XVI, otra se queda en Soto), Viya (se establecen en Vierdes y en Oseja) y, naturalmente, De la Caneja, quienes se llamaron así por haber vivido en el barrio del mismo nombre que nada tenía que ver con Cueto Luengo (una rama llega a Ribota por matrimonio y de allí pasan a Oseja).  

8. El origen asturiano, que nos consta, de varias de estas familias (en algunos casos procedentes de Amieva) parece indicar que una parte de la población sajambriega entró por Beza, lo que puede explicar su primer asentamiento en Soto. 

9. Como es lógico, no puede decirse que Soto fuera El Origen, pero sí que estuvo en o formó parte de los orígenes de varios linajes asentados en Oseja y en Ribota, cuyos descendientes llegan a la actualidad y constituyen una parte importante de los sajambriegos modernos. 

---------------------------
ACLARACIONES

*En el siglo XVI se documenta Fernández como Hernández. Aunque en la actualidad sean apellidos diferentes, en aquella época eran el mismo. Durante todo el siglo XVI se utilizaron ambas grafías indistintamente tanto para el nombre (Fernando/Hernando), como para el patronímico. Lo mismo sucede con palabras que procedían de f- inicial latina (hacer/facer, hierro/fierro, etc). 

*En los siguientes casos no consta relación con Cueto Luengo o con Soto: Alonso-Tielve (viven en La Pandiella de Oseja, en el siglo XIX pierden el Tielve), Alonso de la Mata (viven en el barrio de Quintana de Oseja), Amigo, Andrés, Blanco (establecidos en Vierdes), Bulnes, Cabrero, Caldevilla, Calvo, Del Collado, De Francisco (en Ribota en el siglo XVI y en Oseja en el XVII), De Oseja, Gargallo, Gómez, Granda (establecidos en Vierdes y en Oseja), Gutiérrez, Llaque, Martín, Martínez (sólo los de Oseja), Mayón/Bayón (establecidos en Pio), Redondo (establecidos en Pio), Rivero/Ribero, Rodríguez, Varales. Los Acevedo/Acebedo procedían de Corniero. Los Posada procedían de Onís/Llanes.  

*De todos estos apellidos sabemos, con seguridad, que los siguientes eran asturianos: Posada, Granda, Alonso-Tielve, Cabrero, Bulnes, quizás Rivero y Suárez (hoy perdido). A lo largo de la Edad Moderna hubo otros apellidos asturianos establecidos en Sajambre que no dejaron descendencia, como García (procedía de Amieva), Hevia o Longoria. 

*Además de los 6 mencionados en el apartado 7, otros apellidos de Soto que no tuvieron relación con Cueto Luengo son Martino, Sánchez y Palacio. Por cierto, los Palacio de Soto no parecen tener relación con los Palacio de Oseja. 

*Los apellidos sajambriegos, antiguos o modernos, no mencionados en este artículo son casos de los que no hay suficiente información. 

2 comentarios:

lourdes vega dijo...

Estoy un poco más enterada de donde descendemos, por tus estudios, que son un trabajo que te honra. Gozo con ello y te lo agradezco de corazón una vez más.

Elena dijo...

Gracias, Lourdes. Perdón por el retraso en contestar, después de tanto tiempo he perdido la costumbre de mirar el blog.

Publicar un comentario

Escribe tu comentario aquí